martes, 13 de enero de 2015

AITANA

Nació en la calle, como tantos otros. Se crió con su madre y hermanos. Éstos, según los vecinos de la zona, fueron atropellados uno a uno y su mamá también desapareció un día, dejando solita a Aitana.

Una mañana, con tan solo 3 meses, Aitana también sufrió un accidente. Suponemos que su rabo quedó atrapado en el motor de algún coche y le fue arrancado de cuajo. Le destrozó la cadera, dejó de poder controlar esfínteres y la herida le provocó una gran infección. De esta forma sobrevivió Aitana en la calle 3 meses más, comiendo lo que encontraba, guareciéndose en una casa abandonada,.. y así la encontramos nosotros.

No sabíamos si Aitana conseguiría superarlo, pero ella es más fuerte de lo que lo somos ninguno de nosotros, su cadera sigue afectada, sigue sin controlar esfínteres pero juega, corre y es feliz, muy feliz.

En una habitación cobijada del frío, la lluvia y el viento tiene una cama, calentita con una manta bien mullida, pero ella prefiere ir a un pequeño leñero a esconderse en una caja vieja. Y quiénes somos nosotros para decirle lo contrario, es ella la que tiene que darnos lecciones de supervivencia.

Este caso es especial, Aitana solo puede irse con una familia también especial, que sepa que necesita muchos cuidados, que le vacíen la vejiga y que hay que estar pendiente de intervenirla de urgencia en cualquier momento.

Esterilizada, desparasitada interna y externamente. Vacunada. Negativa en inmuno y leucemia.
info.bigotedegato@gmail.com



PIRATA

Lleva con nosotros 3 años, todo un veterano. Un día apareció en una colonia pidiendo su ración de comida. Era el nuevo. Pronto supimos que era diferente a los demás y no solo por su cojera. Le gusta muchísimo estar en compañía de la gente y en la calle se acercaba a todo el mundo suplicando caricias. Nos dimos cuenta en seguida que la calle no le daría lo que él buscaba.

No le gustan los espacios cerrados porque se muere por un rayito de sol y la brisa en la cara. Se lleva genial con otros gatos e incluso con perros. Aunque le encanta que le acaricien, lleva mal eso de ser cogido en brazos. Quizá debido a su cojera, será una buena forma de evitar una caída.

¿La cojera? Parece de un atropello, de estos que ocurren cada minuto en el que el humano atropella a un ser vivo y ni siquiera para para atenderlo. Es permanente, pero no le impide hacer vida totalmente normal.

Es un ligón, intenta camelarse a todas las hembras con las que convive ronroneándoles en el oído. El George Clooney gatuno. Qué sí. 

Esterilizado, desparasitado interna y externamente, vacunado y negativo en inmuno y leucemia.
info.bigotedegato@gmail.com



ANTÍA

Antía es una gata que ha consumido todas sus vidas. Quizá incluso, le ha pedido alguna vida extra prestada a algún colega gatuno, mientras esperaba que un ser solidario la sacara de la calle.

Fue la pequeña de una camada de 7 gatitos. La pequeña literal, todos sus hermanos doblaban su tamaño. Eso hizo que tuviera muy difícil que la dejaran comer. Fue entonces cuando empezó a enfermar.

Un buen día, un ser despreciable al que le molestaban los gatitos que comían en la esquina, envenenó su comida. Antía tuvo que ver cómo morían sus tetes y su mamá.. Ella sobrevivió, porque no la habían dejado probar bocado.

Otro buen día, perdió un ojo, por la enfermedad. Y otro buen día desapareció. Todos dieron por muerto a ese gatito.

Durante un añazo entero, con sus días y sus noches, y todas sus horas, Antía vagaba sola por el río. Una mañana se despertaría, y no vería nada. Y no volvería a ver nada nunca. Solo imaginar por un momento esa sensación, da escalofríos.

Pero, el día clave de toda esta historia, salió a tomar el sol al lado del contenedor donde solía comer y alguien la volvió a ver. Nos contó toda la historia y dónde se encontraba ahora. Y tres días después, cayó en la jaula que le cambiaría la vida por completo. A partir de ese momento se llamó Antía, “la que afronta el peligro siendo valiente”.

Hoy es una gata sana y feliz. Pero ella te sigue mirando, aunque no te vea. Pone hasta carantoñas. Te acecha detrás de las puertas para atacarte los pies y jugar un rato. Lo mismo hace con sus compañeros gatunos. Sube y baja escaleras sin problema. Sabe abrir puertas, subir al sofá, a la mesa a ver si hay comida. Abrir la gatera para entrar al arenero, comer y beber sin signo de discapacidad.
Y así es Antía, el amor de nuestras vidas. 

Esterilizada. Vacunada. Desparasitada interna y externamente. Negativo en las pruebas de inmuno y leucemia. Ciega de los dos ojitos.
info.bigotedegato@gmail.com



HOUSE

House es un gato al que encontramos una noche cruzando la carretera. Lo primero que pensamos fue que le faltaba una patita de atrás. Después de un rato intentando cogerlo (porque no nos lo puso nada fácil), nos dimos cuenta que el problema era que la llevaba totalmente encogida. Esa noche no pudo ser, ni la siguiente, ni la siguiente, pero a la cuarta noche, ¡cayó! 

Su visita al veterinario nos dejó conmocionados. Las garrapatas lo estaban devorando, nunca habíamos visto nada igual. Por no hablar de las numerosas heridas abiertas que hacían que no pudiera extender su patita.

Han pasado los meses, y esta vez no diremos que con mucho amor porque apenas nos ha dejado acercarnos.., y ya está como nuevo. Mucha paciencia, eso sí, que no se fiaba un pelo de nosotros 

Ahora ya hace vida normal, todavía no confía completamente en la gente, hay que acercarse muy despacito. Lo vemos jugar cuando se descuida y no sabe que le estamos observando. Con otros gatos se lleva de maravilla. Es un peludo muy tranquilo al que le gustan las siestas antes de comer, después, el rato previo a la merienda, otra cabezadita haciendo la digestión de la cena,.. vamos, a todas horas.

Es muy atractivo, tiene un color muy llamativo y una cara que enamora. ¡Y esos ojos! Vamos, que si mezclas su triste historia, su carácter actual y su belleza, lo convierten en un ser muy especial 

Esterilizado, negativo en las pruebas de inmuno y leucemia. Desparasitado interna y externamente. Vacunado.
info.bigotedegato@gmail.com



ORI

Ori llegó a nosotros de una forma muy curiosa. Paseábamos por la calle cuando se cruzaron unos gatitos chiquitines entre nuestras piernas. Varios de ellos estaban malitos, pero no tanto como para dejarse coger.

Cazamariposas en mano y dos horas después, Ori, Muffin y Dobby llegaban a nosotros para revolucionarlo todo. Este último ha tenido la suerte de encontrar un hogar y son sus dos hermanitas las que esperan correr la misma suerte. Juegan, saltan, corren, se pelean. Pero también emociona verlas que van juntitas a todas partes. Se apoyan a modo de almohada y duermen así largas siestas del borrego.

A Ori le encantan las latitas y es más lista que el hambre. Con solo abrir el armario donde se guardan, se planta en medio de la cocina a esperar su ración. Es muy paciente. Aprendió rápidamente a usar el arenero y es muy limpita. Le chiflan los besos y la oyes ronronear desde la distancia.

Esterilizada, vacunada, desparasitada interna y externamente, negativo en las pruebas de inmuno y leucemia.
info.bigotedegato@gmail.com



MUFFIN

Muffin llegó a nosotros de una forma muy curiosa. Paseábamos por la calle cuando se cruzaron unos gatitos chiquitines entre nuestras piernas. Varios de ellos estaban malitos, pero no tanto como para dejarse coger.

Cazamariposas en mano y dos horas después, Ori, Muffin y Dobby llegaban a nosotros para revolucionarlo todo. Este último ha tenido la suerte de encontrar un hogar y son sus dos hermanitas las que esperan correr la misma suerte. Juegan, saltan, corren, se pelean. Pero también emociona verlas que van juntitas a todas partes. Se apoyan a modo de almohada y duermen así largas siestas del borrego.

No se puede ser más bonita que Muffin. Imposible. Y no solo por fuera, sino por dentro también. Nuestra Muffin es un auténtico amor gatuno, de esos que cuando sales del trabajo te alegras, pues estás a punto de volver a casa para achucharla. De esos que cuando te vas de viaje, es a la que más echarás de menos. De esos que te roban el corazón con solo mirar una foto y ya no pensarás en otra cosa que no sea adoptarla 

Esterilizada, vacunada, desparasitada interna y externamente, negativo en las pruebas de inmuno y leucemia.
info.bigotedegato@gmail.com



TURRÓN

Turrón y sus hermanos fueron abandonados de una manera cruel cuando apenas contaban con tres semanas de vida. Enfermos y en un agujero mugriento los vimos un día por casualidad. Y ese día nos robaron el corazón con su mirada.

Turrón no tiene nada que ver con la idea de gato que conserva la gente. Le apasiona estar con las personas. Bueno, con las personas y con su hermanito Sancho, al que quiere con locura.

Su momento favorito del día es cuando te tumbas en el sofá, entonces va despacio y te da un abrazo. Sí sí, un abrazo en toda regla. Y se queda acurrucado un buen rato contigo mientras te ronronea y da besitos.

Su debilidad es la comida en lata. Cuando silvas, oye las bandejitas o le gritas "Turronet!", deja lo que esté haciendo y por muy lejos que se encuentre viene en una carrera.

Pasa con su tete la mayoría del tiempo. Jugando a lucha libre, dando volteretas por el suelo. No tolera bien a los nuevos inquilinos, pero en tres días sustituye siempre los bufidos y gruñidos por lametones y protección 

Es un explorador nato, ya sea dentro o fuera de la casa, en el jardín. Acecha a cualquier cosa que se mueva, pero al rato se sube a la ventana para que le abras y le preguntes cómo le ha ido en su aventura.

Y así es Turrón, uno de los gatos más increíbles. Desde luego, no deja a nadie indiferente.

Esterilizado, vacunado, desparasitado interna y externamente. Negativo en las pruebas de inmuno y leucemia.
info.bigotedegato@gmail.com



SANCHO

Sancho y sus hermanos fueron abandonados de una manera cruel cuando apenas contaban con tres semanas de vida. Enfermos y en un agujero mugriento los vimos un día por casualidad. Y ese día nos robaron el corazón con su mirada.

Sancho es el gato que cualquier persona querría tener como compañero. Desde el día que lo conocimos, no se separa de nuestro lado, es muy fiel. Reconoce perfectamente su nombre y te responde con un sonido más parecido a una palomica que a un gato. Al igual que su hermano Turrón, su perdición son las latitas. Aunque tenemos la teoría de que disfruta más la media hora de después, tras comérsela, lamiéndose una y otra vez 

Con Sancho de compañero, jamás volverás a estar solo, al estudiar, cocinar, hacer alguna chapuza,.. Siempre está a tu lado poniéndote su típica cara de "¿te ayudo, mamá?"

Es nuestro protegido por su gran corazón, siempre dispuesto a tenderle una patica a los nuevos inquilinos para que se adapten rápidamente.

Un jugador empedernido, enamorado de las pelotas, el láser y el túnel gatuno.

Sanchiiiiiiis, te queremos más que a nada 

Esterilizado, vacunado, desparasitado interna y externamente. Negativo en las pruebas de inmuno y leucemia.
info.bigotedegato@gmail.com



CALLE

Calle es una gata con un pasado incierto. Parece que ha sido casera, pero jamás hemos visto ni un solo cartel que indicara que la hubieran buscado. Cuando la encontramos presentaba una herida en el moflete que le debía doler tanto que se dejó coger sin problema. Además, un par de días después supimos que también padecía una infección en el útero y tuvo que ser intervenida.

Tan solo dos semanas después y al ver que su ojito izquierdo no mejoraba, descubrieron que lo que tenía era un problema de muelas y tuvo que ser operada de nuevo. Y al fin empezó su nueva vida 

Ya abre por completo su ojo pachucho, se tumba en el sofá con nosotros, empieza a tolerar la presencia de otros gatos. Y es que cuando un dolor de muelas se va.. la vida cambia 

Le encanta comer, se está poniendo gordita. Que la acaricien lo lleva bien pero se asusta con los sonidos de los besos, tiempo al tiempo. Es un bellezón de gata de ojos azules y pelaje suave. Seguro que tenía a los gaticos de la calle locos por ella, porque es muy atractiva.

Esterilizada, vacunada y desparasitada interna y externamente. Positiva en inmuno.
info.bigotedegato@gmail.com




LUPITA

Lupita es una gatita muy joven, muy guapa, muy tranquila y muy cariñosa. Apareció de la nada. Una señora abría su portal y Lupita se coló descaradamente. Sabía lo que era la gente, lo que era un sofá, un arenero. ¿Pero dónde habría estado todo este tiempo Lupita? En la calle desde luego que no..

Pero nadie la reclamó. Nadie la echó de menos. Y sin embargo a nosotros nos robó el corazón enseguida y le hicimos un hueco temporal en nuestras vidas.

Lupi tiene muy buenos modales, no maúlla, no araña. Se pasa el día descansando en su cueva y prácticamente solo sale para comer. ¡Aprendió a jugar hace tan solo unos meses! Tiene un pelaje negro precioso con colores llamativos que le cruzan el cuerpo y la cara, una auténtica carey preciosa.

Esterilizada. Desparasitada interna y externamente.
info.bigotedegato@gmail.com



viernes, 9 de enero de 2015

¿Qué es Bigote de Gato?

Bigote de gato nace para encontrar un hogar a los felinos que no han tenido esa suerte antes del cierre de la Asociación de animales Adypa.

Os vamos a presentar a los peques y os informaremos de las formas de colaborar.

¿Estáis preparados? Pirata, Aitana, House, Ori, Muffin, Leia, Calle, Michu, Sancho, Turrón, Antía, Lupita, Noro y Atenea sí que lo están.

¡Ya no hay marcha atrás! ;)